Rituales de bienvenida evolucionan según los tiempos

05/03/2018

A la luz de los nuevos sentidos comunes que rigen las relaciones entre personas y géneros, de la mayor conciencia acerca de los derechos de las personas y la necesidad de generalizar un trato respetuoso y justo, el clásico “mechoneo” está quedando obsoleto.

Los estudiantes de la ULagos lideran este cambio de paradigma, al impulsar un cambio en el modo en que los nuevos estudiantes son recibidos por sus compañeros. Agustín Salazar, estudiante de Contador Público y Auditor y presidente de la Federación de estudiantes de la ULagos (Feul) explicó “Desde 2016 que se viene hablando en asamblea de la necesidad de terminar con estas prácticas y cada año se han ido disminuyendo en relación a años anteriores. Hay una posición minoritaria dentro de la asamblea que plantea que es una tradición que hay que continuar, pero cada año hay más concientización. No podemos permitir que se vulneren derechos por una tradición”, dijo.

Llamamos “mechoneo” a este ritual de recibimiento que los estudiantes de años superiores organizan para sus compañeros de primer año y que marca su integración a la comunidad universitaria. Recordamos la triste escena de los jóvenes sucios, con la ropa cortada pidiendo dinero por las calles. La inquietud de la Feul pasa también porque no todos los estudiantes disponen de recursos para invertir en ropa, por aquellos que vienen de fuera de la ciudad y que deben viajar kilómetros semidesnudos, rechazados por los conductores de locomoción pública, y por las situaciones de vulneración de derechos de género.

“El recibimiento para los mechones debe ser algo que nos represente como universidad pública y estatal, no debe basarse en humillar al más débil. El recibimiento debe mostrar a los nuevos estudiantes el rol de servicio con la comunidad que deben adquirir. Si el problema es el dinero que hay que reunir para la fiesta de bienvenida, pensamos que con organización y creatividad se pueden encontrar muchas alternativas”, señaló Salazar.

Las nuevas generaciones han levantado una voz de protesta hacia el carácter violento y muchas veces sexista que adquirió esta práctica, consiguiendo que en algunas carreras de la ULagos se abandonara completamente por otras prácticas mucho más conviviales y nuevas carreras se sumarán a esta tendencia en 2018 en un proceso de actualización de esta tradición.  

Esta preocupación de los estudiantes converge con la voluntad institucional de impulsar cambios en esta materia desde la acción coordinada de los servicios a los estudiantes de la Dirección de Desarrollo Estudiantil, la Dirección de Comunicación Estratégica y el cuerpo académico.